Take a fresh look at your lifestyle.

Fue derrotado el proyecto de Texcoco, ahora hay que echar abajo las reformas estructurales

0 135

Escrito por: Carlos Márquez

El proyecto aeroportuario de Texcoco fue derrotado, prácticamente el 70% de los participantes en la consulta se pronunciaron a favor de mejorar el aeropuerto Benito Juárez, rehabilitar el de Toluca y ampliar el de Santa Lucia con nuevas pistas civiles. Esta consulta estuvo precedida por un importante debate, miles de activistas, pobladores, estudiantes, etc. participamos en foros informativos donde se analizaba la viabilidad y consecuencias de cada propuesta. Este era el gran proyecto del sexenio de Peña Nieto quien hasta el último momento estuvo bombardeando con spots en los medios de comunicación hablando a favor de éste aeropuerto. Junto con su gobierno este proyecto, construido sobre el viejo lago de Texcoco, se hunde. Se les oye a los políticos burgueses verdaderamente enojados, auguraban la caída de los mercados y el colapso del peso, ha habido algunos impactos como la devaluación del peso pero nada comparable al caos que nos pintaron.

Histeria de la burguesía

La cancelación de la construcción del aeropuerto en Texcoco en nada atenta al sistema capitalista y en todo caso afecta solamente a una capa de empresarios concretos, incluso AMLO ha ofrecido renegociar a las empresas que ya tienen contratos para que hagan trabajos equivalentes en otras obras públicas. Pero la burguesía esta histérica. Antes de dar los resultados City Banamex definió a la consulta como “El error de Octubre”; UBS, la banca suiza, se pregunta: “¿Se acabó la luna de miel entre AMLO y los mercados?” Esta es la primer escaramuza, vemos a una burguesía que no acepta reformas y a un pueblo que quiere un cambio real y se envalentona y gana confianza.

Gustavo de Hoyos, dirigente de la a Confederación patronal de la república mexicana (Coparmex), señaló, al dar a conocer los resultados de la consulta: “Por el bien del país esperamos que los anuncios que dará [López Obrador] en las próximas horas en relación con la continuidad de la obra sean sensatas y acertadas, que la obra que se construye en Texcoco sea concluida y esté al servicio del desarrollo de la economía y las comunicaciones del país”. Dijo que esperaba que AMLO no diera un paso al abismo al cancelar la obra.

Por su parte, Juan Pablo Castañon, del Consejo Mexicano de Negocios, insistió en que la consulta no debería ser vinculante y la criticó diciendo que no ofrecía imparcialidad, certeza y objetividad.

Esas presiones empresariales no sirvieron, AMLO apareció en conferencia de prensa en la mañana de este 29 de octubre ratificando el resultado de la consulta y anunció la cancelación del aeropuerto de Texcoco. Dijo que lo más importante es que el pueblo decidió, que la forma de gobierno anterior ya terminó y que deben acostumbrarse a la nueva forma de gobernar.

¿Consulta inconstitucional e inválida?

La consulta se realizó antes de que el gobierno de AMLO tome posesión argumentando que se debe tomar una decisión cuanto antes por los enormes costos que conlleva mantener o cancelar la obra. La derecha argumenta inconstitucionalidad pues aunque se reconoce la consulta legalmente hay tantos requisitos que la hace inoperable. Pero esa inconstitucionalidad no existe. El nuevo gobierno tomará posesión y decidirá hacer lo que la población decidió, eso es legítimo pero además no tiene nada de ilegal.

El nuevo gobierno aún no toma posesión y se hizo la consulta sin un fuerte aparato, lo que requirió que las mesas se pusieran por voluntarios, que se consiguieran donaciones para realizarla, etc. Se imprimieron primeramente medio millón de boletas, pero fue necesario imprimir más y al finalizar los 4 días de consulta, la cifra de participantes fue, según el resultado oficial de los organizadores, de 1 millón 89 mil 8 personas, de las que 761 mil 681 (69.94%) votaron por el proyecto Toluca-Santa Lucia, 316 mil 765 (29.09%) por el de Texcoco y 10 mil 562 (0.97%) fueron nulos o pusieron otras opciones. A nivel nacional sólo en el Estado de Nuevo León ganó el proyecto de Texcoco superando con 47 votos, el 0.02%, al de Santa Lucia. En las otras 31 entidades perdió Texcoco.

Hubo irreguladirades, el primer informe de mesas instaladas habla que el 5% no se habían colocado, eso fue corrigiéndose. La App que se usó para la consulta tuvo errores y abrió con estola posibilidad de que más de una vez pudieras votar. Militantes priístas se tomaban mostrando más de un voto, algunos periodistas también comprobaron esta irregularidad. También se criticó que el resguardo de las boletas no fuera claro. Estas son inconsistencias reales que deberían ser corregidas a futuro. Lo cierto es que el ambiente era muy distinto a las elecciones oficiales ya los métodos usados por el PRI y el PAN, estas inconsistencias fueron mínimas y con un resultado tan grande es más que evidente que no fueron determinantes.

EPN impuso el proyecto de Texcoco sin nunca escuchar a las comunidades de la zona y en gran medida lo hizo con dolo para afectar directamente a la comunidad de Atenco, continuando con su venganza política a este pueblo que se ha mantenido firme en la defensa de sus tierras contra los proyectos aeroportuarios de los oligarcas. EPN nunca escuchó a los maestros y les impuso la reforma educativa, para ello uso la represión abierta, encarceló a dirigentes sindicales y asesinó a maestros con la represión. Ahora que AMLO, con todas las limitantes e irregularidades, consulta a la gente, le tachan de autoritario. La democracia burguesa es en realidad la dictadura del gran capital y ahora que un negocio se les viene abajo, aun sin criticar los fundamentos del capitalismo, pegan el grito en el cielo y hablan de antidemocracia. Es una doble moral y lo que esté en el fondo son los intereses de clase.

En la consulta participaron de 1 millón 89 mil 8 personas. / Foto: Cuartoscuro

Resistencia y lucha por el cambio

Este resultado no hubiera sido posible sin la organización y la lucha de los pueblos unidos del valle de México y el movimiento social en su conjunto. Los compañeros del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra de Atenco asumieron una posición firme e intransigente pero a su vez no sectaria. Lo que hicieron fue exigir al nuevo gobierno que cumpliera con sus promesas de campaña y se echara abajo el aeropuerto en Texcoco. Una posición sectaria los hubiera aislado, pero no fue así y por el contrario esto ayudó a que varios argumentos contra el proyecto de Texcoco fueran oídos por millones al abrirse foros pero también espacios televisivos.

Pudimos ver las imágenes de cerros devastados para rellenar el terreno fangoso, la visible pérdida de agua (al 20% de la construcción en Texcoco) en el rehabilitado lago Nicanor Parra para buscar la migración de las aves a otros puntos y las afectaciones del agua que implicarían la construcción del aeropuerto aquí; oímos los argumentos de suntuosos gastos que implica esta obra y de injusticia social en un país de 50 millones de pobres donde 7 de cada 10 mexicanos no se han subido en su vida nunca a un avión y donde se pretendía hacer una multimillonaria obra que iba a beneficiar sólo a un diminuto puñado de empresarios que serían los únicos realmente beneficiados de esta obra. Así que la gente se decidió y votó contra Texcoco.

Desde nuestro punto de vista AMLO podría haber actuado apoyándose en la población para cancelar y enfrentarse a los empresarios y aunque no nos pareció la mejor medida, la consulta abría un espacio de batalla para derrotar este proyecto y así sucedió. Hubo quien rechazó de ante mano la consulta, llamaron a una consulta alterna popular que no tuvo casi efecto y quedaron al margen de esta batalla para ahora no poderse explicar los resultados y efectos de la misma.

AMLO fue votado por 30 millones de personas, ganó la presidencia superando en votos a todos sus adversarios juntos. Hay un cansancio a la situación de violencia, explotación y corrupción que azota al país. El pueblo pondrá su sello en el proceso y exigirá que un cambio real y profundo se dé. Este resultado dará confianza, el siguiente paso debe ser echar abajo la reforma educativa. AMLO incluso se reunió el mismo día de la consulta con los dirigentes magisteriales de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación.

AMLO dijo el 1 de julio que defendería el libre mercado y que no expropiaría a la burguesía, hacer la consulta fue una concesión a los empresarios (que no quedaron conformes) y ahora fue una forma de expresión de las clases con intereses antagónicos. El problema de este gobierno es que puede ceder ante las presiones de las diversas clases en pugna pero su programa no dejará conforme a los empresarios que quieren un programa agresivo de ataques pero los trabajadores sólo podremos solucionar nuestros problemas de fondo si se ataca los privilegios de la clase empresarial.

La consulta deja en claro de qué lado está la correlación de fuerzas y los capitalistas, gritarán y presionarán, trataran de ganar concesiones y hacer ceder al gobierno de AMLO, pero ya han sido derrotados en esta batalla. Lo cierto es que, dada la situación, no tienen opción que ser pacientes, de dar una guerra prolongada de desgaste con una permanente campaña de ataques en los medios comunicativos para buscar ganar una base de apoyo e ir a la ofensiva. Su problema es que sus partidos y políticos están más que desprestigiados, tardaran en adquirir la fuerza que necesitan para ir a la ofensiva. Hoy es posible avanzar y echar abajo muchas de sus imposiciones del pasado, el pueblo trabajador debemos confiar en nuestra propia fuerza e ir a la ofensiva.

 

Te podría interesar
Comentarios
Loading...